Alarmante: Allanan casa y se llevan arrestado a la fuerza a militar en Pampan

Este sábado a casi la una de la madrugada ocurrió el ataque militar, un Sargento Primero de la Guardia Nacional Bolivariana, con seis años de servicio, trabajando en Fuerte Tiuna, de un grupo especial encargado de armamento, era el blanco, no presentaron orden de allanamiento y violentamente arremetieron contra mujeres y niños.

Desde la semana pasada él joven militar estaba de permiso en la zona de Flor de Patria, en casa de su novia, el 22 y 23 del mes en curso él hizo un pronunciamiento en la redes sociales para tratar de concientizar a sus compañeros sobre la situación actual del país, de la que hasta ellos como funcionarios están conscientes, este fue el detonante de la violenta medida.

*El allanamiento*

Aproximadamente a las 12:30 de la madrugada de este sábado allanaron la casa de sus padres en Pampan, sector Flor de Patria, urbanización Las Rurales Viejas/El Fortin, llegaron con 15 vehículos y funcionarios fuertemente armados, sus familiares expresaron «como si se tratara de un terrorista, se subieron hasta el techo de la casa», cabe resaltar que los padres del detenido son personas mayores y el papá sufre del corazón, ambos viven solos, pero de igual forma los amenazaron de muerte si no encontraban al oficial.

Al no localizarlo en la vivienda paterna se dirigieron velozmente a l hogar de su novia en a urbanización Lola de Briceño «golpearon los portones, entraron bruscamente, apuntaron a todos los que allí vivimos con armas de fuego, señoras mayores y niños, y se lo llevaron sin decir a dónde ni por qué’.

El día de hoy les informaron que lo van a trasladar a Caracas, sus familiares y amigos temen por la seguridad y un trato jurídico digno para Andrés Rafael Tovar Torrealba de 26 años de edad, Sargento Primero de a GNB destacado en Fuerte Tiuna.

*Sus familiares hablan*

«Mi hermano tenía la ilusión de ser guardia y servir a su nación, el soñaba con la guardia de antes, la que hacía historia y hacia lo que debía hacer, pero su frustración trabajar con guardias corruptos que oprimen a los de más abajo.

Es una realidad que en los cuarteles comen solo desayuno y cena, una arepa y le lentejas, mientras el comandante general está gordo».

La comunidad se encuentra sorprendida por la medida arbitraria, esperan se haga justicia y que el joven no sea torturado o juzgado ilegítimamente, ya que expresaron que es inocente, no realizó ningún hecho violento y ante está coyuntura histórica ya son más de 40 los olficiales que han desertado y pedido asilo a Colombia, como también muchos militares desde el exilio se han pronunciado en contra del gobierno oficialista.

Valera Noticias.-

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: