La noche de este 20 de mayo, el presidente reelecto Nicolás Maduro Moros, desde el Palacio de Miraflores, aseguró que «hemos enfrentado con todos los esfuerzos y desafíos y hemos obtenido victoria popular» y aseguró que quiere dialogar entre las partes políticas que conforman el país.

De igual modo agradeció la participación de los venezolanos y «al pueblo venezolano por no dejarme solo, por darme su confianza y dejarme ser el presidente de esta bella patria en el período 2019-2025».

Recalcó que «esta es la victoria número 22 en 19 años conquistada por la patria y la consciencia». Destacó que lo han subestimado pero «el sigue trabajando por la patria para todos y para todas, pero además es la cuarta victoria en fila».

Hizo mención de la victoria de la Asamblea Nacional Constituyente y la victoria que tuvo en los comicios estatales. 

Resaltó que la oposición «cogió miedo para no participar en las elecciones de las alcaldías en donde tuvimos una victoria histórica».

«Hoy el pueblo dio una lección definitiva con el 68% de los votos totales«, resaltó.

Aseguró que es la primera vez en la historia en la que «se desconocen los resultados sin saberlos», al hacer mención de la crítica realizada por el candidato Henri Falcón en donde desconoció los resultados correspondientes a estos comicios.

Hizo un llamado a una jornada de diálogo nacional en todos los sectores políticos, sociales «un diálogo permanente es lo que necesita Venezuela». 

Asimismo hizo el juramento para «la recuperación de la economía y la persecución de las mafias criminales».

Maduro aseguró que tiene una «plena consciencia de los retos que vamos a enfrentar (…) y no es facil hablar de la guerra que han hecho al pueblo, y les sabotearon el transporte para que no pudieran votar».

«Creo en una nueva etapa para Venezuela», aseguró.

De igual modo, agradeció al la Fuerza Armada Bolivariana «por el trabajo realizado» en los comicios realizados y «a los diferentes partidos políticos de Venezuela».

Destacó que «hemos renovado el gobierno municipal y regional y hoy, 20 de mayo hemos renovado la presidencia de la república».

Recalcó que «toda Venezuela ha triunfado» y «ganó la paz»acompañadas «por el único que puede decidir el futuro de la patria, el pueblo».

Dijo que en el 2015 se sorprendió de los resultados que ocasionaron la victoria de la oposición y dijo «reconozco y respeto la nueva Asamblea Nacional que ha elegido el pueblo».

Dijo que «creo en la paz, el diálogo, el respeto (…) el futuro está en manos de las personas que tienen diferencia de pensamiento».

«Así como exijo respeto, doy mi respeto a los sectores que votaron por la oposición y los que no votaron por razones sociales o políticas. Tiendo mi mano de trabajador obrero para transitar el camino de Venezuela que es el del diálogo y del acuerdo para poder avanzar todos juntos», resaltó.

«Vamos a desplegarnos a lo largo y ancho del país en actividad constructiva, ahora lo que nos toca es trabajar, ya no hay que elegir ni gobernadores, ni alcaldes, ni presidentes, ya determinará la ANC las próximas elecciones para dedicarnos a trabajar por la economía» dijo.

Resaltó que Henri Falcón hizo una campaña «nefasta» y «culpó al carnet de la patria» de la derrota y mencionó que «Venezuela necesita un liderazgo que se sienta». 

Agradeció a las personas pertenecientes a los puntos rojos por la participación y dijo que era un «desacierto» la actitud de Henri Falcón con respecto a los comicios ya que «le hicieron creer con encuestas falsas que iba a ganar».

Propuso a todos los líderes políticos para una reunión para conversar sobre el futuro de Venezuela.