Grupo de Lima pidió a la ONU que dé respuesta sobre la crisis en Venezuela

Los representantes latinoamericanos instaron al organismo internacional a que trabaje en conjunto con la Asamblea Nacional y el presidente interino, Juan Guaidó

Foto: Twitter de @PeruEnLaONU

El Grupo de Lima pidió este lunes a la Organización de las Naciones Unidas que se movilice para responder a la crisis humanitaria que se vive en Venezuela y que trabaje con la Asamblea Nacional y su jefe Juan Guaidó, en vista del carácter ilegítimo de Nicolás Maduro.

Diplomáticos de 11 países del Grupo se reunieron con António Guterres, secretario general de la ONU, y le entregaron la última declaración adoptada este mes por sus miembros en Santiago de Chile.

En declaraciones a EFE después de la cita, la primera de este tipo entre el Grupo de Lima y Guterres, el embajador de Perú ante Naciones Unidas, Gustavo Meza-Cuadra, subrayó que la crisis supone una amenaza a la paz y seguridad del continente y sigue agravándose con un impacto muy importante para los países de la región.

«Le hemos pedido que haga el mayor esfuerzo para que todo el sistema se movilice en todo el ámbito que le corresponde para atender de manera urgente esta crisis sin precedentes», explicó el diplomático.

Meza-Cuadra indicó que el Grupo de Lima urgió, además, a que se garantice que no haya un aprovechamiento político de la asistencia humanitaria al considerar que la poca ayuda que ha llegado está siendo utilizada por Maduro.

El Grupo de Lima pidió también apoyo para los Estados que están recibiendo el éxodo masivo de venezolanos que dejan el país y defendió ante Guterres la «ilegitimidad del régimen».

«Es necesario que Naciones Unidas también interactúe con el único órgano realmente legal y democrático que es la Asamblea Nacional y su representante legítimo, el presidente encargado, el señor Guaidó», apuntó Meza-Cuadra.

«Creemos que cualquier hecho que ayude al régimen es contrario a lo que se busca, que es una salida por la vía pacífica, política y diplomática», insistió, recordando que el Grupo de Lima considera «necesario aislar al régimen».

Pese a la posición de este importante grupo de países americanos y de potencias como Estados Unidos, la ONU sigue trabajando con Maduro en cuestiones como el suministro de ayuda humanitaria.

Guterres ha mantenido en todo momento una posición neutral y se ha ofrecido en repetidas ocasiones a mediar en un posible diálogo entre las autoridades y la oposición.

En la reunión de este lunes, los países del Grupo de Lima subrayaron como grave la situación de las libertades y los derechos en Venezuela y destacaron la importancia de que haya una observación seria, así como presión sobre los dirigentes del oficialismo por parte de la alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

El Nacional.-

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: